Dos gigantes en la historia: Lincoln y Editorial Novaro. Cuando inició la zaga de Batman y su fenomenal auto en los comics, con Batman en Español publicado en todo el mundo por nuestra casa matriz

access-1996_ford_crown_victoria_police_car_and_batmobile_neg_cn320000_037

Fuente: Ford Heritage Vault

Cuando pensamos en una marca norteamericana de autos de lujo como es Lincoln quizás en lo último que pensaríamos es en su relación con el mundo de los cómics. Sin embargo, es a veces cuando dos mundos improbables de coincidir entre sí se unen, que los resultados son increíbles. Tal es el caso del modelo Lincoln Futura de 1955, también conocido como el primer Batimóvil de la historia.

Concebido originalmente por, John Najjar y William M Schmid, quienes trabajaban como diseñadores para Ford Motor Company, el Lincoln Futura de 1955 fue creado en principio como un auto concepto, sin saber que este se convertiría en un ícono de la cultura pop como el medio de transporte de Batman® y herramienta para combatir villanos en Ciudad Gótica.

Sin embargo, antes de convertirse en el primer Batimóvil, Lincoln Futura tuvo que atravesar toda una serie de procesos, todos igual de importantes, para llegar a un impresionante resultado final. Para empezar, si bien el auto fue diseñado en Estados Unidos, la carrocería fue producida en Turín, Italia, por Ghia, un reconocido fabricante de autopartes, quien se encargó de martillar artesanalmente los paneles del coche sobre troncos para darle al auto su característica forma de mantarraya.

Tiempo después y para sorpresa de algunos, la primera ocasión que el famoso Futura fue visto en la pantalla no estaba siendo conducido por Batman® y Robin sino por Glenn Ford y Debbie Reynolds, actores protagonistas de la película “It Started With a Kiss” de 1959, donde más allá de ser un mero elemento de utilería, este vehículo robó las miradas y se convirtió en una clase de “manzana de la discordia” que despierta la envidia de los demás personajes en la película.

 

El nacimiento del Batimóvil.

En 1966, ejecutivos de una reconocida cadena de televisión se acercaron a George Barris, un experto en cuanto a modificaciones en autos, con una solicitud en particular; diseñar un automóvil temático a bordo del cual Batman® y Robin combatirían el crimen en Ciudad Gótica.

Con tan solo 3 semanas disponibles para presentar su propuesta, George Barris tenía que pensar rápido sin dejar de lado la originalidad. Es por eso que tomó inspiración de dos elementos en particular.

Por una parte, el mismo Lincoln Futura que se había utilizado para la filmación de Started With a Kiss ahora era propiedad de George Barris, por lo que decidió que este sería el punto de partida perfecto. Por otra parte, este experto también tomó como referencia el Batimóvil de 1940 dibujado en los cómics el cual en palabras de él mismo “era un automóvil de Batman® con el rostro de un murciélago pegado enfrente de un Lincoln Zephyr”. En este sentido incluso se podría decir que fueron dos autos Lincoln los que inspiraron el primer Batimóvil dibujado en los cómics:  Lincoln Futura y Lincoln Zephyr.

¿El resultado final? Uno de los autos más famosos y queridos de la cultura pop que adquirió el estatus de icónico a lo largo de los años. Equipado con funciones defensivas como derramar aceite sobre el asfalto o soltar clavos para pinchar las llantas de sus persecutores y lograr escapar intacto, el primer Batimóvil pavimentó el camino para sus sucesores en términos de lo que debía hacer el vehículo de transporte del guardián de Ciudad Gótica.

El diseño final de Barris integraba modificaciones que, si bien mantenían algo de la esencia de Lincoln Futura, ahora este ya no se parecía en nada a una “mantarraya” sino que ahora era un “murciélago” de pies a cabeza. Basta con observar la fascia delantera para darse cuenta de que el vehículo tiene el rostro de este característico mamífero volador.

Se fabricaron otras cuatro réplicas del primer prototipo diseñado por Barris con diferentes propósitos: uno era el auto utilizado para filmar las escenas de acción con los dobles, existía otra versión para carreras de arrancones, otro pensado para eventos de exhibición, y uno más de repuesto por si el auto principal llegaba a fallar.

Sin duda alguna se puede afirmar que esta fue la mayor aportación de Lincoln al mundo de los cómics: convertirse en el punto de partida para el primer Batimóvil.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s