BREAKING NEWS: Hace unos minutos, Mazda anunció la aparición de una nueva gama de SUVs: CX50, CX70 y CX90

boceto cx50

Esta misma mañana, Miguel Barbeyto, Presidente de Mazda México declaró a los medios que su empresa ha estado trabajando en una importante expansión de producto que se materializará en los próximos dos años, comenzando el próximo mes con el estreno mundial del CX-50.

Contrariamente a los rumores, será una nueva adición a la gama en lugar de un remplazo para el CX-5, que se actualizó recientemente para el año modelo 2022 en nuestro continente.

Nos informó, además, que los detalles como precio, características técnicas y diseño final serán dados a conocer poco antes de sus respectivos lanzamientos. Todo lo que sabemos es que serán configuraciones novedosas, muy atractivas como el boceto que les mostramos arriba, que no deja de ser especulativo, pero creemos bastante aproximado a lo que será el modelo de producción.  

El primer CX-50 se montará en la misma plataforma básica que el CX-30 y que el Mazda3. Una especie -nos atrevemos a decir- de compañero “cross coupé” para la CX-5, recién rediseñada. El CX-50 está programado para entrar en producción en enero de 2022 en la nueva fábrica en Huntsville, Alabama, que es un esfuerzo conjunto entre Mazda y Toyota.

Si bien los demás SUVs de la nueva línea serán modelos globales, el CX-50 será más bien un modelo específico para América del Norte. Se van a morir de envidia nuestros muchos y muy queridos lectores en América del Sur.  

Le seguirá el CX-90 con tres filas de asientos y el CX-70 con dos filas de asientos. Mazda dice que estos tendrán carrocerías anchas, lo que los hará muy adecuados para las carreteras de nuestra región, pero los modelos también se venderán en otros mercados con ciertas variantes.

Los dos SUVs grandes (CX-70 y CX-90) finalmente inaugurarán la plataforma de impulsión (o sea tracción trasera, como se le conoce popularmente) de la que hemos estado anticipando durante buen tiempo. Usarán motores de gasolina de seis cilindros en línea turboalimentados y trenes de potencia híbridos enchufables.

Vale la pena señalar que en los Estados Unidos, el CX-90 servirá como remplazo directo del CX-9. Para Europa, Japón y otros mercados, les destinarán unos SUV de pisada más angosta llamados CX-60 (dos filas) y CX-80 (tres filas).

Según sabemos, Mazda tiene como objetivo vender los motores más grandes pero con un sistema híbrido suave, en Europa. En Japón, Mazda ofrecerá sus SUVs más grandes con un motor diésel de seis cilindros en línea equipado con tecnología híbrida suave, junto con una configuración híbrida diésel-eléctrica. En México seguramente veremos una combinación de estas estrategias pero, como dijo Barbeyto, todo a su tiempo y nos lo irán dejando saber cuando se aproximen sus lanzamientos.