La última foto del Concorde… tiene su historia

concorde

INJUSTICIAS DE LA HISTORIA

La última foto de un Concorde en vuelo.

Volando de Londres hacia Nueva York (aquí ya un poco al Sur de Irlanda) se le «emparejó» un caza Tornado, de la Royal Air Force.

El piloto del caza (Adrián Meredith) le pidió al Capitán del Concorde que redujera su velocidad, para poder tomarle una foto.

Aun a velocidad reducida, el Concorde era demasiado rápido para el caza aunque éste le metió toda la caña.

Y aun así solo dispuso de un par de minutos para tomar ésta y otra foto.

Se despidieron y el avión de pasajeros volvió a alcanzar su crucero de Mach 2.1 -unos 2,500 km/h a 20 km o 60,000 pies de altitud.

Durante su regreso, otro Concorde sufría el fatal accidente al despegar de Paris, y nunca más los volvieron a autorizar a volar.

El accidente, por cierto, no fue causado por falla del avión, sino por una pieza metálica desprendida de un Jumbo que despegó antes y quedó sobre la pista. Al pisarla, se levantó y encajó en el tanque de gasolina y se incendió justo al levantarse.

Cayó tres millas adelante, envuelto en llamas.

Un triste e inmerecido final para el avión más bello de la historia.