Advertisements

Aparece ya Venom F5: ¡430 km/h!

Solo se fabricarán 24

Ya ni les creíamos a estos cuates de Hennesey; que si ya mero sacamos el nuevo Venom, que si traerá 1600 monstruos bajo el cofre, que diga, caballos. Que si muchas cosas y hablaban y hablaban y ya los periodistas que íbamos a sus conferencias de prensa nos aburríamos y nos poníamos a jugar ajedrez.

Pero en el SEMA (esa expo de “cosas” para ponerles a los coches, en Las Vegas) de pronto apareció.

hennessey-venom-f5 (1)

 

Capaz de alcanzar los 430 km/h (bueno, al cabo que nomás estamos platicando, habrá que verlo en la pista), el nuevo Venom F5 que sucede al GT ya no usa un bastidor de Lotus sino fue construido por ellos mismos. Dijimos “bastidor”, no plataforma, ¿se fijaron?

Presume un coeficiente aerodinámico muy bajo, de apenas 0.33 Cd que, para que lo aprecien, el Bugatti Chiron es de 0.44, o sea un 30% más obtuso. Ha de ser por esas “orejas” del auto francés, que son la payasada máxima sacrificando la aerodinámica solo para que nos recuerde las graciosas curvas de los Bugatti originales.

Pero otra vez estamos divagando, así que volvamos con el Hennesey.

hennessey-venom-f5 (2)
La máquina es un V8 de aluminio, biturbo, de 7.4 litros, que genera (aparte de los 1600 equinos galopando) 1300 libras/pie, fuerzas enviadas al eje trasero que “anda manejando” unas Michelin Pilot Cup 2, gobernadas a través de una caja  normal de 7 cambios via paletas en el volante y un embrague sencillo. Hay en opción otra caja con palanca al piso, pero como el sistema de tracción opera usando el GPS hasta llegar a los 225 km/h, dice la marca que tendrás que venir batallando con el sistema y así no conviene.

 

 

hennessey-venom-f5 (3).jpg

Alcanza los 300 km/h en apenas 10 segundos. Repetimos: DIEZ SEGUNDOS y los 400 en poco menos de 20. Y si le pones un “kit” Vmax (que es lo que venden en el SEMA a más de $190,000 dlls) supera los 480 km/h.
O sea, todo más rápido que el Koenigsegg Agera RS y que el ya citado Bugatti Chiron.
Eso dicen.

La cabina está literalmente forrada en cuero, velour (que ahora le llaman Alcántara, pero ya existe desde las épocas del LeBaron) y por supuesto, fibra de carbono.
Se fabricarán solo 24 unidades, a 1.6 millones de dólares cada una y con opciones disponibles por $600,000 más.
¡Dólares!

¿Te apuntamos uno? Nos ofrecieron comisión por cada uno que vendamos.

Eso sí, el dueño, John Hennesey -millonario texano- dice que antes de venderte uno, él personalmente (como si fuera muy finolis, que no lo es; anda con sombrero vaquero y botas) deberá aprobar si le caes bien o no y si te lo vende… o no.

Qué mamón, ¿no?

 

Advertisements