Advertisements

A prueba la Peugeot 3008 GT Line 2018

La Gran Seducción
           ¡y traerás a Francia entera contigo!

 

¿Saben? Todos tenemos, unos más oculto que otros, pero todos, decía, tenemos nuestro lado sibarita. Ese que solo busca –y aprecia- las cosas buenas de la vida.

Los placeres, los mimos, las caricias. Lo bello, lo terso, lo elegante y diferente.

Y, por fortuna, hay coches que lo saben. Incluso hay nacionalidades que lo explotan al máximo.

Es el caso de Francia y su más reciente vehículo que llega a nuestras costas en barcos que zarpan directo y sin escalas desde Marsella, el costado más soleado de la patria gala.

Una camioneta para sibaritas.

Peugeot-3008_GT-2017-800-4d.jpg

Nos resistimos  a llamarle SUV a esta bella pieza del arte del país donde mejor se desarrollan.

Si hay una meca para las Artes, esa es Francia. Y de ahí no solo salen pinturas, esculturas, gastronomía, orfebrería y seductores perfumes, también salen coches.

 

Peugeot lleva justo 20 años en nuestro país, con una historia tormentosa. Productos fabricados en Sudamérica, carencia de centros de fabricación, almacenaje o distribución de piezas, mala fama en el servicio de posventa, etc. Sin embargo, desde hace un par de años, Peugeot México cambió por completo su estrategia; primero, dejó de traer del sur y trae ahora de Europa, europeo y lanzó un programa -más bien interno- denominado Peugeot Cumple.

Garantiza que en caso de no quedar conforme, el cliente tiene la posibilidad de NO pagar por el servicio recibido.

Y hoy además trae un producto sensacional, y a buen precio. La 3008 de segunda generación debutó apenas hace un año e hizo historia en el salón de Ginebra al ser nombrada “Auto Europeo del Año”  en 2017, la primera camioneta en conseguir este reconocimiento.

Y hoy no cabe duda de su función y su orientación estética.

Con el bastidor EMP2, el nuevo 3008 mide ahora  4.4 metros, con mayor espacio interior y un área de carga. El peso promedio se redujo en 100 kilos.

Peugeot-3008_GT-2017-800-5c.jpg

Llega con dos opciones de motor, turboalimentados y asociados a una transmisión automática de seis cambios. Un motor es el  1.6 litros con 165 hp y 177 lb-pie de torque y un diésel de 2.0 litros con 150 hp y torque mucho mayor al de los de gasolina, con 273 libras/pie.

Peugeot-3008_GT-2017-800-08.jpg

Exótica por fuera (nos tocó la versión con pintura bitono en diagonal) pero hermosa por dentro.
En el tablero, destaca el i-Cockpit que es toda una experiencia, ya que  sustituye al grupo de instrumentos y se verifican más funciones, hasta la de bienvenida

El volante es bastante pequeño -como de avión-  con las partes superior e inferior achatadas que dejan ver la instrumentación por encima.

En medio del tablero aparece una botonera tipo avión (toggle switches), en donde cada botón es un acceso directo a las funciones.

La palanca de cambios también es totalmente electrónica e incluso tiene para el celular una cuna que cuenta con cargador por inducción.

Peugeot-3008_GT-2017-800-4f.jpg

El equipamiento es como de marca de lujo e incluye asientos con masajes, un sistema de aromaterapia con diferentes esencias y un sistema de audio con 10 bocinas y mil funciones.

Adicionalmente, incorpora tecnologías de seguridad como Frenado Activo con alerta de colisión, sensor de punto ciego, alerta activa de cambio de carril, faros LED, estacionamiento automático (que nunca logramos hacer funcionar; quizá las banquetas de Cuernavaca que no siguen ninguna regla urbana, lo destanteaban) y por último la cámara con vista cenital o 360°.

Peugeot-3008_GT-2017-800-41.jpg

Se maneja a todo tren (eso, justamente así lo queremos decir) con aplomo y certeza vayas como vayas con comportamiento neutral y predecible, aunque, como siempre que se abusa del manejo, presenta un leve subviraje.

La dirección comunica todo y nos tiene informados adecuadamente y el frenaje tampoco nos decepcionó.

A no dudar, se coloca dentro de lo mejor del segmento, y la verdad, nos parece que se muere de risa de las demás camionetas equivalentes (hablando de vehículos para familias) del mercado. Es mejor y punto. Es arte y es belleza.

Y si bien no es fuerza, diversión al manejo y dinamismo como la otra camioneta de la que hablamos en este mismo número, a cambio es tan refinada como disfrutar un café en un bistró de París.

Si hay una palabra para definir la 3008 es Placer. Y hoy, por suerte, también es confianza recuperada y mejor atención.

En cuanto a si lo vale a no, ya es una decisión de cada quien, pues cada uno valora más unas cosas que otras. La decisión es tuya.
La 3008 justifica tanto la inversión como si compraras boletos de avión a París para toda la familia o los amigos.
Una Peugeot muy tuya, muy padre, muy francesa.

Y eso es justo lo que esperábamos de esta marca, ¡por fin!

 

Allure 1.6T 165 hp $449,900 pesos
Allure Pack 1.6T 165 hp $489,900 pesos
Allure Pack 2.0 HDi 150 hp $524,900 pesos
GT-Line 1.6T 165 hp $579,900 pesos
GT-Line 2.0 HDi 150 hp $614,900 pesos

 

Advertisements